Herpes bucal. Consejos naturales.



Cuando una persona tiene una llaga bucal con seguridad se preguntará porqué le salió tal molestia o a que se debe esa incómoda úlcera. Realmente con  certeza no sé conoce el origen, este es desconocido.

Esta lesión bucal es recurrente y aparece en el interior de la boca, su forma es redonda u ovalada tiene poca profundidad de bordes rojos y en el centro de color blanco; no es muy grande y no tiene predilección por parte alguna de la boca, pero eso si por su ubicación algunas son mas dolorosas e incómodas, como por ejemplo las que salen en la punta de la lengua.

Aftas

El afta como también se conoce a una úlcera, es la lesión más frecuente de la cavidad bucal, sería de etiología autoinmune ya que se ha visto anticuerpos en las bases superficiales del afta, ya que el organismo reacciona frente a sí mismo.

Existen tres clases de lesiones aftosas o úlceras recurrentes orales como:

1.- La más común es el afta menor, no es más grande de seis milímetros, aparece en varios partes de la boca.


2.- Las aftas mayores, tienen más de seis milímetros de diámetro y por lo general no se aparecen más de dos simultáneamente.

3.- La tercera es la forma herpética de afta, de forma similar a un herpes, pues es multiforme, erupciona en muchos puntitos, son varias lesiones pequeñas que surgen en una zona localizada de la mucosa.

Algunas personas tiene más predisposición a generar aftas, pues responden fácilmente a los agentes desencadenantes como heridas, mordeduras, bacterias, alimentos cálidos, o el famoso estrés.

En la boca, también puede haber un tipo de lesiones cuyo origen es el virus herpes, esta si tiene causa, motivo y ubicación.



El herpes bucal es de origen viral y aparece entre la mucosa y la piel de los labios y no se manifiesta como úlcera sino como vesícula. Es altamente contagiosa lo más conveniente será visitar al doctor por ser ocasionado por un virus, sobre todo si sus apariciones son frecuentes.

Además de originar malestar general y fiebre, el niño se queja de un dolor intenso en la boca y se niega a comer. A estas lesiones demoran en curarse entre 7 a 14 días, y afectan por lo general a los menores de 5 años, se le denomina Gingivo estomatitis Herpética Primaria.

Cabe recordar que también existe predisposición hereditaria para padecerlas y se cree que los chocolates, tomates y nueces favorecen su aparición y que las úlceras periódicas no surge en el paladar duro o en la cara ventral de la lengua por lo tanto es menester sospechar de lesiones en esas zonas porque podría tratarse de un cáncer, eritema multiforme, etc.

Como no existe una hipótesis certera y científica sobre su origen es difícil determinar un tratamiento, con medicamentos, los más conocidos son el azul metileno y la miel de bórax, estos elementos tiñen la lengua y los dientes de un color morado intenso que no sale por nada, cubren la zona la aíslan pero no la curan, sólo evitan la molestia.

Si el dolor es intenso se puede aplicar un anestésico local, si el afta es mayor se puede aplicar un corticoides local que acortan su proceso evolutivo.

Las llagas bucales aftas y las llagas labiales herpes, no son iguales y es necesario identificarlas para diferenciarlas.

Consejos naturales

Sin el ánimo de darte una receta ni pretender curar en relación a las llagas bucales te daré unos consejos de orden natural para paliar el dolor y reducir la molestia:




1.- Aplica mostaza molida en la herida, es doloroso pero efectivo.

2.- Realiza enjuagues bucales tres veces al día, con una infusión de caléndula.

3.- Come una manzana después de cada comida.

4.- Da toques ligeros con un gel de áloe vera sobre las llagas o hazte un enjuague bucal diluyendo el gel con agua.

5.- Coloca una gota de agua oxigenada en cada llaga.

6.- Haz enjuagues con sal y vinagre.

Come sólo alimentos fríos, ya que los calientes pueden agravar las llagas bucales.

Controla la tensión emocional es importante, pues, aunque tiene un origen desconocido, existen estudios que demuestran que, en ocasiones, la tensión puede ser el causante de las llagas bucales.

Ten cuidado al cepillarte los dientes porque puedes lastimarte aún más la zona.
Consume yogur y alimentos que contengan vitamina B, ácido fólico y hierro.

2 comentarios:

Anónimo dijo... [Responder]

para las aftas es bueno colocarse algun medicamento a base de yodo y para los herpes usar alguna crema con aciclovir

Anónimo dijo... [Responder]

De echo en estos momentos tengo una pequeña llaga en un lade la lengua y aunque es muy pequeña es muy molesta no puedo hablar o comer bien. Como recomendación del doc estoy poniendome con un cotonete o aplicador yodo blanco apenas tengo 3 días usándolo y si calma el dolor y va desapareciendo pero aaah como duele.

Publicar un comentario en la entrada