miércoles, 4 de abril de 2012

La fiebre. Calentura del cuerpo.


Se sabe que la fiebre constituye parte importante de las defensas del organismo contra una infección. Aunque la fiebre sea para nosotros un signo de que se podría estar presentando una batalla en el cuerpo, la fiebre batalla a favor de la persona y no en su contra.

La fiebre es la reacción defensiva del organismo ante el ataque de una enfermedad. Cuando esta pasa del nivel normal que, es de 35.5 grados y llega a 39 ó 40 grados, es necesario iniciar en primera instancia un proceso para bajar la fiebre de inmediato. Mediante métodos caseros o con el suministro de un antipirético, recuerda por lo general la fiebre proviene de una infección.

Clasificación de la fiebre

Toda fiebre tiene un origen y depende mucho de la enfermedad que la ocasiona, para ello se ha clasificado la fiebre como:

1.- Según la instalación; puede ser brusca o gradual que van desde neumonías, amigdalitis aguadas y fiebres entéricas.

2.- Según la declinación; son en crisis y en lisis, que tiene su origen en la pielonefritis, malaria y fiebres entéricas.


3.- Según la duración puede ser :

3.1.- Corta.- fiebre con una duración de menos de semanas, su causa por lo general es de tipo viral.

3.2.- Prolongada. Fiebre que suele aparecer en varias ocasiones consecutivas, y tras un estudio no se ha podido identificar la causa que la provoca. Como: el EBSA, TBC, neoplasias y enfermedades del mesénquima.

3.3.- Subfebril o con febrículas: La T no sobrepasa de los 37.5ºC.

3.4.- Hiperpirexia: Tª mayor a 41ºC.


3.5.- Hipotermia: Tª menor a 35ºC.

3.6.- Fiebre continua: La diferencia entre la fiebre máxima y la mínima no sobrepasa el 1ºC. Un ejemplo de este tipo es la: fiebre tifoidea.

3.7- Fiebre remitente: La diferencia entre la fiebre máxima y la mínima sobrepasa el 1ºC pero sin llegar a lo normal. Ej: fiebre tifoidea.

3.8.- Fiebre intermitente: Las remisiones alcanzan lo normal. Una variedad es la fiebre séptica o héctica o en agujas, donde las variaciones son muy bruscas. Como la: pielonefritis.

3.9.- Fiebre recurrente: Día de pirexia alternado con otros sin fiebre. Ej.: linfoma.

3.10.- Fiebre facticia: Alteración o adulteración fraudulenta de las mediciones.

3.11.- Fiebre de origen desconocido: Tª mayor a 38.3ºC por más de 2 a 3 semanas, sin lograr identificar el origen de la fiebre a pesar de una extensa evaluación.

4.- Por su etiología: existe la fiebre de corta evolución.

5.- Origen infeccioso: Es lo más frecuente. Los causantes pueden ser pirógenos exógenos o pirógenos endógenos.

6.- Origen no infeccioso: La inflamación de las articulaciones o por la ingesta de algunos fármacos en personas predispuestas. La fiebre es prolongada.

7.- Infecciones: Representan del 30 al 50% de los casos. Como en caso de la fiebre tifoidea.

8.- Tumores malignos.

9.- Ingesta de fármacos erróneos.

10.- Enfermedades por afección hormonal. Como el Hipertiroidismo.

11.- Cuando la causa no es aclarada. En el 5% de los casos no se halla la causa.

La mayoría de los procesos febriles pasan por tres estadios diferentes.

1.- El primero se da con escalofríos y sensación de frío, a veces acompañados de temblores violentos, esto porque disminuye el flujo de sangre experimentándose cefalea y pérdida de apetito.

2.- El segundo se inicia media hora después del escalofrío: la piel se enrojece y calienta y la temperatura alcanza su pico máximo. Tras un período varias horas la temperatura baja.

3.- El tercer y último estadío empieza con una copiosa sudoración y producción de orina, el paciente mejora.

Diagnóstico de la fiebre

Para diagnosticar una enfermedad teniendo como base, la fiebre prolongada, el médico realiza un meticuloso registro considerando:

Antecedentes personales: permite valorar su gravedad por ello se le debe preguntar por sus:

Enfermedades cardíacas y respiratorias las que se pueden agravar por la fiebre excesiva obligando a un tratamiento inmediato.

Antecedentes epidemiológicos: se verá si en la familia hay casos similares, se debe saber si se tuvo contacto con animales, sobre los hábitos personales, viajes y la toma de fármacos.

Enfermedad actual: La forma de inicio, el curso de la fiebre y las molestias acompañantes pueden establecer una sospecha diagnóstica relacionada con alguna enfermedad. acompañada de diarreas intensas tras la ingestión de mayonesa en un restaurante Salmonella.

Si es que el paciente requiere internamiento en un hospital o clínica la toma de constantes vitales debe ser continua, se debe registrar la frecuencia cardíaca, la frecuencia respiratoria y la presión arterial. Estos parámetros nos permiten realizar una primera evaluación objetiva de la gravedad del paciente.

Para poder iniciar un tratamiento acorde con las circunstancias, sólo recuerda bajar la fiebre es vital en cualquiera de sus modalidades.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada