Pilates. Fortalece los músculos de tu abdomen.


Aprende a respirar: Concéntrate, respira, relájate y controla la respiración de tu cuerpo.

Sabías que con sólo hacer ese mecanismo ya estás practicando la técnica del método Pilates, porque en suma lo que intenta Pilates es hacerte respirar, utilizando los músculos del tórax y de la espalda, para ampliar así la caja torácica e intentar que los pulmones se expandan.

Las personas de todo el mundo siempre están a la búsqueda de nuevas formas, métodos y técnicas que les permitan absorber en forma adecuada los alimentos y sobre todo como absorber mejor el aire.

Joseph Pilates

El creador de esta técnica es Joseph Pilates un fisiatra alemán que une el box, karate y yoga para aliviar los dolores de columna y espalda.

Fundamenta que sólo la mente puede cambiar el cuerpo, este método en la actualidad se está volviendo un boom, ya que su aplicación está obteniendo fabulosos resultados. Inicialmente esta técnica fue practicada por atletas, bailarines y actores en la actualidad la practican millones de personas en todo el mundo, no sólo para mejorar su estado físico, sino como entrenamiento para relajar la mente y controlar el famoso estrés.


Este método es poseedor de más de 600 movimientos y ejercicios trabajados de forma personal o con aparatos. Con Pilates se fortalece la postura de acuerdo a la estructura natural de cada ser humano, de cada persona respetando por supuesto sus curvas naturales, pero fortaleciendo el centro del cuerpo que vendría a ser la zona abdominal y además puede ser practicado por cualquier persona sin importar la edad ni la forma física.

Pilates se basa en una teoría simple manifestando que el control corporal viene del centro del cuerpo, power house o casa del poder que está ubicado a cinco centímetros debajo del ombligo. Una especie de faja imaginaria que rodea toda la zona lumbar y abdominal. De esa forma todos los ejercicios del método hacen que trabajes la zona central del cuerpo y consiguiendo aplanar el abdomen, refuerzan y desarrollan uniformemente la región lumbar.





La inhalación, así como la exhalación cumplen un rol importante en el mantenimiento de la mente y el cuerpo. Al coger aire por la nariz y expulsarlo respira hondo y ejecuta el movimiento en el momento justo, al exhalar el aire no relajes los músculos de la barriga.

También es importante que sepas que no es recomendable retener el aliento en el método Pilates por la presión no buscada que sometemos al cuerpo cuando hacemos esto. Si te resulta difícil coordinar ejercicios y respiración, intenta hacerlo poco a poco, sin prisas, concentrándote en cada movimiento que realices y en cada inspiración.

Todo ejercicio que involucre respiración y concentración, de todas maneras tiene un beneficio adicional que es la tranquilidad del movimiento. Cuando un movimiento es tranquilo y pensado, es como si se diese una orden neuronal desde el sistema nervioso central al cuerpo de modo directo, claro y específico.

Beneficios del Pilates


Como se trata de un ejercicio intencional que comienza en el intelecto y termina en el musculo beneficia:

1.- El nivel emocional.
2.- Tranquiliza.
3.- Mejora el tono cardiovascular y cardiorespiratorio.
4.- Fortalece los músculos.




Como la respiración es primordial se debe optimizar la inspiración de forma indirecta. Por ejemplo, si bebes, piensa seriamente en dejarlo. Intenta hacer tus ejercicios en algún lugar ventilado. Por ningún motivo realices los ejercicios en lugares donde haya polvo o humedad. No podrás respirar bien y necesitarás muchas más sesiones para dominar la técnica Pilates.

Si te propones practicar esta técnica hazlo bien. No hagas las cosas a medias al final acabarás cansándote de no obtener los beneficios esperados de estos ejercicios.
Otro de los beneficios es el de destensar el cuerpo frente al estrés de todos los días, en realidad el beneficio es directo porque la respiración consciente hace que tu cuerpo se relaje, sólo inhala y exhala pausada y consecutivamente.

Verás que tus niveles de estrés, adrenalina o cortisol concentrados en la sangre bajan y te relajas. Vuelve a aprender a respirar, recuerda la clave de todo es el control de la respiración.

El Método Pilates se ha convertido, en los últimos años en una técnica referencial, para entrenadores y preparadores físicos que proyectan  programas para adelgazar. La gimnasia Pilates tiene múltiples beneficios, entre ellos destaca sus ventajas para bajar de peso.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada