domingo, 14 de agosto de 2011

La clonación. Clon. Tipos.



En la actualidad la clonación no es más que un proceso por el que se consiguen reproducciones idénticas de un organismo, de una célula o molécula ya desarrollado de forma asexual.

Se ha abierto muchos mundos de posibilidades y no se sabe lo que deparará el destino, para bien o para mal. Pero lo real es que ya se puede clonar a los seres vivientes.

Para clonar a un organismo se debe  tomar en cuenta ciertas características:

La primera característica es que para clonar es necesario tener las moléculas de la persona o el animal a clonar, debido a que no se puede hacer un órgano o parte del clon si no se cuenta con las moléculas que forman a dicho ser.

La segunda característica es que se debe ser parte de un ser ya desarrollado, porque la clonación responde a un interés por obtener copias idénticas de un determinado ser que nos interesa.

Asimismo, como tercera característica se trata de crear a un clon de forma asexual, debido a que la reproducción sexual no nos permite obtener copias idénticas.

Ahora bien, la clonación molecular se utiliza en una amplia variedad de experimentos biológicos y las aplicaciones prácticas van desde la toma de huellas dactilares a producción de proteínas a gran escala.


Clon

Es un ser  o un conjunto de seres genéticamente idénticos descendientes de un mismo individuo a través de reproducción asexual.

Los miembros de un clon tienen características hereditarias iguales, es decir sus genes son idénticos, con excepción de algunas diferencias a causa de las mutaciones. El clon es un organismo que deriva de otro a travez de un proceso de reproducción asexual.

Un clon vertebrado se obtiene con la sustitución del núcleo de un óvulo sin fecundar por el núcleo de una célula adulta del individuo que se pretende clonar. Esta técnica se realizó con éxito por primera vez en 1950, utilizando ranas.

Tipos de clonación

Para poder clonar a un ser vivo es necesario poder obtener su ADN y esto se puede hacer por medio de la transfección, la cual no es mas que un procedimiento que se introduce la secuencia formada dentro de células y finalmente se seleccionan las células que han sido transfectadas con éxito con el nuevo ADN.

Pero también no sólo se puede realizar una clonación tomando como base las moléculas, sino que también se puede clonar a través de las células y cuando se desea clonar una célula consiste en formar un grupo de ellas a partir de una sola.

Otro tipo de clonación puede ser la clonación terapéutica o también llamada andropática. Este tipo de clonación tiene como fin para ser usado en los terapéuticos y que a demás consiste en obtener células madre del paciente al que se le va a tratar.

Para este tipo de clonación se puede citar como ejemplo la clonación de la oveja Dolly, la cual fue desarrollada desde el 5 de julio de 1996 hasta 14 de febrero de 2003.

Por otro lado, también existe la clonación en la investigación con células madre, este tipo de clonación consiste en la transferencia nuclear de células somáticas que puede utilizarse para crear un embrión clonado. Pero cabe resaltar que el objetivo no es clonar seres humanos, sino cosechar células madre que pueden ser utilizadas para estudiar el desarrollo humano y realizar estudios también sobre enfermedades de interés.

Asimismo, otro tipo de clonación es la clonación de un organismo pero de forma natural y este tipo de clonación se puede llevar a acabo haciendo uso de la misma información genética de una célula existente. Este tipo de clonación no es más que un método de reproducción asexual, es decir donde la fertilización no ocurre. En términos generales, sólo hay un progenitor involucrado.

Esta forma de reproducción es muy común en organismos como las amebas y otros seres unicelulares, aunque la mayoría de las plantas y hongos también se reproducen asexualmente.

En la actualidad también es posible la clonación de especies extintas, pero para este tipo de clonación tuvo por objetivo la clonación de un mamut lanudo, pero los intentos de extraer ADN de mamuts congelados no han tenido éxito, aunque un equipo ruso-japonés está aún trabajando en ello.

En el 2001, una vaca llamada Bessie dio a luz a un gaur, es decir a un bisonte indio, el cual fue clonado en Asia, cabe resaltar que este es una especie en peligro y que por ello el ternero murió después de dos días.

Finalmente, tenemos la clonación humana, el cual es la creación de una copia genéticamente idéntica a una copia actual o anterior de un ser humano. Existen tres tipos de clonación humana:

La primera es la clonación andropátrica que implica la clonación de células de un individuo adulto para su posterior uso en medicina.

La segunda es la clonación reproductiva que implicaría la completa clonación de un ser humano y cabe resaltar que este tipo de clonación no se ha realizado aún en humanos.
Y finalmente tenemos la clonación hidroplasmótica, este tipo de clonación implica la configuración de la clonación en los humanos dentro del mecanismo hidroeléctrico que este constituye.

Es preciso saber que es lo que la iglesia católica opina sobre este tema y pues tras la intervención realizada por los científicos Ian Wilmut y Keith Campbell en la Oveja Dolly, el Vaticano dio a conocer un documento titulado Reflexiones sobre la clonación, dicho artículo da a conocer una condena firme de cualquier experimentación con seres humanos o con sus células con fines de clonación humana.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada